La editora de este maravilloso blog no publica en domingo, ni visita, ni responde; descansa y deja descansar.

11 de agosto de 2018

Sábado…


El 7 de marzo del 321, el emperador romano Constantino I el Grande decretó que el domingo (el día del Señor) fuera considerado como el principal día de la semana, en reemplazo del sábado (‘día de reposo’)

La lectura me tiene absorta, vosotros pasad y al fondo, o en el lateral,  la nevera y una limonada para quitar la sed

22 comentarios:

  1. Olé mi niña!
    Pues tienes un plan estupendo para estos días.
    Me encanta hacer las cosas sin tantas planificaciones y disfrutando de tus preferencias...sin reloj, al ser posible.
    Ya retomaremos los blogs como Dios manda, por ahora, estamos fenomenal así, querida Ester.

    Enga, besaazos y más saltibrincos.
    ¡Venga esa limonada bien fresquita!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y la frescura de tus comentarios, son la alegría con la que acompaño la tostada de pan de pueblo. Saltibrincos

      Eliminar
  2. Estamos muy parecidas, Ester. Te dejo un abrazo fuerte y muchos besos.

    Pásalo estupendo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo mismo te deseo, que alegría de verano y que 'gente' mas guapa sois. Abrazucos

      Eliminar
  3. No tenía idea de que era él quien había
    cambiado el día de descanso.

    Gracias por la limonada, disfruta la lectura.
    Yo hago otro tanto, solo que salto de mata en mata
    y de tema en tema, no puedo con mi genio.

    Besotes, Ester

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un genio maravilloso, yo nunca me quedo mucho tiempo en el mismo lugar ni hago las mismas cosas. Sé feliz y sonríe. Abrazos alegres

      Eliminar
  4. Respuestas
    1. Estarás disfrutando de otras cosas, para leer siempre hay tiempo

      Eliminar
  5. de pequeño me llamaba la atención que en le biblia el día de descanso fuera el sábado, y que se considerase poco menos que un crimen trabajar ese día... dicho de otro modo, el sábado era más "dominical" que el propio domingo.
    abrazos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las cosas cambian, ahora descansamos es sabado y el domingo. Saltibrincos

      Eliminar
  6. Acepto la invitación de la limonada.
    Disfrutá la lectura.
    Yo estoy leyendo algo que compré de Hellboy.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Leemos cosas muy diferentes. Disfruta de tu adquisición. Abrazos

      Eliminar
  7. Respuestas
    1. El café me gusta a cualquier hora y siempre. Abrazos

      Eliminar
  8. Vengo luego a por la limonada. Ahora me están preparando un café. Je je je, hoy por ser domingo, ya sabes que soy de té. Besosssssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo soy de cafe, però con el calor he pensado que una limonada os apetecería. Abrazucos

      Eliminar
  9. Me encantan los domingos como los tuyos. Lo que pasa es que con una niña de un año y medio lo tengo complicado jajajajaja. Soy nueva seguidora, te invito a pasar por mi blog y si te apetece seguirlo, yo también tengo limonada, café, zumitos, lo que quieras! Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Espero que te sientas feliz con nosotros, cuando terminen mis vacaciones iré a conocer tu espacio, si ves que no voy dame un tirón de orejas

      Eliminar
  10. Gracias por la invitación Ester, una deliciosa bebida la tarde del domingo siempre viene bien amiga.
    Un abrazo gigante.

    ResponderEliminar
  11. He estado unos días ausente...
    En mi mesilla de noche tengo agua con 🍋 ja,ja, qué cosas.
    Besos 🌸

    ResponderEliminar
  12. Qué rico te estás pasando este tiempo. No te distraigo y sí, me llevó una limonada que este día pinta para muy caliente.
    Besos.

    ResponderEliminar
  13. La lectura abduce, como bien es sabido, así que sábado o domingo, disfruta de ella

    Un abrazo

    ResponderEliminar