La editora de este maravilloso blog no publica en domingo, ni visita, ni responde; descansa y deja descansar.

2 de febrero de 2018

Estoy sola…


¡Esos golpes! Parece que llaman… pero no hay nadie ¿y el humo? una niebla triste me vela la mirada, siguen los ruidos, no quiero asústame, agudizo los sentidos. Me asusto  voy a la cocina a por un cuchillo… ¡Joder! Había puesto huevos a cocer y se han quedado sin agua, saltan y humean

75 comentarios:

  1. Es asombroso ver hasta qué punto nos podemos enajenar...
    Al final, tienes una chispa de humor ¡Mejor!
    Buenos días, un saco de besotes con brincos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. la mejor forma de terminar, con una chispa de humor, pobre protagonista pasó un poco de miedo jeje. Saltos y brincos

      Eliminar
  2. ¡Que barbaridad! Los has metido en la incubadora para que te nacieran los pollitos con mayor rapidez y, te has pasado con el tiempo y la temperatura, pobres pollitos ahora ya nadie os querrá.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya sabes que aqui nada es verdad, pero un día hace añossss me llamó mi hija al despacho: ¿Mamá que hago con los huevos?- ¿que huevos?- Los que hay en la cocina saltando.... me acordé que había puesto huevos a cocer con el fuego a tope para que se hicieran antes pero lo olvidé, se consumió el agua, se oscurecieron y empezaron a saltar, ese ruido fue lo que la alertó y deibió ser fuerte porque ella estaba en su habitación preparando un examen. Muy valiente el pollito amarillo. Un abrazote

      Eliminar
  3. ¡Qué bueno! sola pero con un par de huevos...
    Y el cuchillo para qué, si eso sólo se le ocurre a los guionistas del cine.

    Gracias por las risas.
    Abrazuco.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con tu primera frase has captado toda la situación, la idea de este mini-micro. Siempre procuro que las imágenes estén relacionadas y tienes razón, si me ocurriera a mi seguramente me metería debajo de la cama. Que tengas un día genial, abrazucos sin huevos

      Eliminar
  4. Al principio pensé: qué pintan estos huesos aquí, ahora lo entiendo todo, ja,ja.
    Abrazos, feliz día ☕

    ResponderEliminar
  5. Quise decir huevos, el móvil tiene estas cosas si no revisamos.
    🌸🌸🌸

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los huesos no pintan nada, los huevos no los tienen aunque los pollos si, pero no me había dado cuenta hasta que lo has corregido. Yo tengo que cambiar el teclado del móvil que se ha vuelto ácrata. ¿he visto una taza de café? lo tomamos juntas

      Eliminar
  6. jajajaja, la de veces que me pasa a mi eso ajaj

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno mientras lo tomemos con humor jajaja. Que tengas un buen día... sin huevos

      Eliminar
  7. Esto forma parte del despiste. A mí también me ha sucedido. Es más una vez se me estamparon en el techo. Aún está la señal de cuando reventaron los huevos cocidos sin agua :-). Pero no solo eso, si no que se me humedeció toda la cocina. El techo, los muebles llorando y los azulejos. Así que si estoy guisando ya no me muevo hasta que termino.
    Abrazossssssssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Algo parecido me ocurrió hace años, pero sin el miedo ni el cuchillo, yo no estaba en casa . Abrazos

      Eliminar
  8. jajaja, qué peligrosos pueden ser un par de huevos :D
    Un abrazo y feliz viernes, Ester!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya te digo, y la falta que hacen para salir de algunas situaciones. Abrazucos

      Eliminar
  9. Ocurre muchas veces, un descuido puede producirnos incertidumbre.
    Feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sabía que no os asustaríais, una broma con final feliz. Abrazos

      Eliminar
  10. Si, si yo lo se por experiencia propia. Puse un cazo entero de huevos de codorniz a cocer y me olvide totalmente. Estaba sola y empece a oír ruidos y golpes ¡madre mía, venían de la cocina! Nada, que no pude aprovechar ni un solo huevo. Gracias por tu humor, un abrazo y buen fin de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los dejé una vez, pero no me pude asustar, porque los dejé y me fui a trabajar, hace mil años por lo menos. Unos abrazos

      Eliminar
  11. A mi ya me ha ocurrido...

    Tienes que tener cuidado, eh?

    Muchos besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya sabes que no hablo de mi, aunque luego en un comentario he recordado que hace años dejé huevos cociendo y me fui a trabajar. No hubo ni miedo ni cuchillo. Abrazos de colores

      Eliminar
    2. Pues una suerte :) Yo soy super miedosa.

      Más besos.

      Eliminar
    3. Buenos días, siempre he pensado que el miedo no es importante y yo si, el miedo e quita la libertada de decisión, cosas mías. saltibrincos

      Eliminar
  12. Si es que en la cocina no te puedes despistar ni un minuto...A mí me pasó con un cazo con agua dentro. Me puse a hablar por teléfono, bla bla bla, y de repente olía a quemado.

    Besos y buen finde, Ester.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La de secretos que estan saliendo hoy de una mentira que he contado jajaja, dichosas cocinas cuanto peligro tienen por eso yo no cocino. Saltibrincos

      Eliminar
  13. Así se enfrenta uno a lo desconocido, !con un par!. O mejor, como en Linares, donde 4 huevos son dos pares.
    Besos y gracias por la sonrisa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y en algunos lugares son de dos yemas, no se que hubiera hecho, puede que me escondiera, que me fuera de casa pero tambien es posible que me enfrentara. Abrazos

      Eliminar
  14. Respuestas
    1. Menos mal que solo es un relato pequeñito. Un abrazo Susana

      Eliminar
  15. el otro día, cuando me marchaba de la casa de un alumno después de terminar la clase, le dije a la mujer que estaba cocinando: "oigo como un runrún de agua, debe haber un grifo del fregador abierto o algo...", y era una sartén con unas salchichas friéndose. :P debían de estar a fuego muy lento, porque lo suyo es que eso haga un sonido más de chisporroteo, no se si me explico. :D
    abrazos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como un libro abierto, es que las cocinas son peligrosas, debe ser por eso que entro solo a por café y a la nevera. Un abrazo grande

      Eliminar
  16. Totalmente identificada, me pasa muy seguido, no sólo con los huevos.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya seguidores que tengo, todos vais reconociendo algún sustillo jajaja. Un abrazo enorme

      Eliminar
  17. jaja.. menos mal que eran solo los huevos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y que es una broma, un mini relato para un viernes. Abrazos Estrellita

      Eliminar
  18. Hola preciosa!
    Uhhh! yo de huevos mejor ni hablo jajajaja no se ni los casos que he quemado porque se me han olvidados puestos al fuego.
    Feliz fin de semana!

    −Fantasy Violet−
    Besotes! ♥ 

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Parece que es algo común todos los que van comentando tienen alguna historia con los huevos, Feliz fin de semana Violeta

      Eliminar
  19. Yo creo que nunca se me han quemado los huevos
    jaaj
    saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi tampoco pero he sentido ganas de darles una patada a los de otros, Que termines el viernes con tan buen humor como tenias a mediodía. Abrazos

      Eliminar
  20. Y es que la imaginación a veces puede ser terrible!

    Yo antes que un cuchillo, cogería la escoba; el palo es más largo para poder atizarle a distancia jajaja

    Bsoss y sonrisas, y muy feliz finde que ya tenemos ahí, mi querida amiga 😘

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón y mi escoba es mágica, como todas las de las brujas. Para el próximo relato recordaré lo del palo mas largo. Buen fin de semana que lo disfrutes, cariños y sonrisas

      Eliminar
  21. A todas nos ha pasado alguna vez que otra, aunque ahora ya no desde que me regalaron un pequeño hervidor eléctrico de huevos. Como tiene temporizador el solito se apaga cuando estan listos. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya invento, después de leer los comentarios creo que podría crear una web para venderlos online, quien mas y a quien menos ha tenido problemas de huevos. Saltibrincos

      Eliminar
  22. Mira los huevos saltan, pero peor es que tu protagonista se hubiera dejado el aceite en la sartén. A mí no me ha pasado pero a mi pobre madre se le abrasaron las manos. Las dos eran todo una ampolla. Fue tremendo.

    Fa fredo eh??

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, eso es mucho peor, es verdad que dicen que el porcentaje de accidentes caseros sube mucho en la cocina. Molto fredo e vento como ya me avisaste. Feliz noche

      Eliminar
  23. Respuestas
    1. Eso estaría feo, ¿y una patada? Abrazos

      Eliminar
  24. Suele pasar...Quién cuece y amasa de todo le pasa. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo mio sería quien escribe y no borra publica, solo es un mini micro-relato. Abrazos alegres

      Eliminar
  25. Recuerdo que me ha pasado una vez, y no solo se quemaran los huevos, también el recipiente.Los despistes se pagan caros.
    Un abrazo Ester

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los despistes pueden tener consecuencias no solo caras tambien peligrosas. Pero por esta vez solo ha sido un cuento. Abrazos Carmen

      Eliminar
  26. Cachis qué olvido, pero no pasó nada, es lo importante

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No pasó nada, solo ha sido un relato mínimo para entretener el viernes. Abrazos felices

      Eliminar
  27. Huevos ahumados y saltarines, ja, ja. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dichosos huevos la guerra que dan en todos sus aspectos. Unos abrazos

      Eliminar
  28. ajjajajaj, vaya susto de " huevos" hay que ver lo que hace la mente ..muy bueno .
    Un besuco de esos de dejan huella de labios pintados muakisss.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que bonito ese beso, hace olvidar los huevos, los saltareles y los quietos. Abrazos con alegría, la que tu contagias

      Eliminar
  29. Termino de contestarte en mi blog y veo que justo hoy publicaste.
    Sin duda, el protagonista se hizo una película tremenda, pero estaba preparado, eso sí.
    Un abrazo,

    Jorge

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El miedo es incontrolable, no soy miedosa ni me asustan los huevos. He ido a leer tu respuesta y aprovechando el viaje ya he te he dejado en tu nueva entrada un abrazo como este

      Eliminar
  30. jajajaja cuando vi los huevos lo menos que me imagine fue eso,jajajaja,cariños

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay que intentar sorprender, en los relato suele ser al final pero aqui he tenido que buscar una imagen que no diera pistas `pero que fuera afín con el relato. Un par de huevos. Dos abrazo

      Eliminar
  31. jajaja y yo que venía a hacerte compañía por un ratito y resulta que se te ha evaporado el agua de los huevos jajaja ¿te quieres creer que hace años me ocurrió a mi pero peor? porque yo olvidé por completo que los había dejado a hervir, cuando vuelvo me encuentro el cazo chamuscado completamente y ni rastro de los huevos ¿ sabes donde estaban? pegados en el techo jajaja liaron propulsado como dos cohetes ; )

    Estupendo tu micro... tienes muchos huevos tú jajajaja

    MmuaaaaaksS! muy feliz finde ESTHER!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. También hace años me ocurrio y tampico estaba en casa, menos mal que mi hija oyó los botes. Esta vez solo ha sido un micro con final de risa. Gracias por tu compañia siempre grata. Buenas noches cielo

      Eliminar
  32. Buen porte tienen esos huevos: bueno mientras solo se quemen los huevos. A mí cuando mi mujer me dice; ¿te frío un huevo?... me echo mano a mis partes por si las moscas.

    Besos Ester.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y tu que dices bueno si es uno, pero seguro que el otro se chamusca. Feliz fin de semana y un abrazo

      Eliminar
  33. Respuestas
    1. Que es una cuestión importante, porque los huevos "vienen" siendo necesarios

      Eliminar
  34. Ester, me he reido con ganas porque a mi me pasó lo mismo, no fui a buscar un cuchillo porque no pensaba que hubiera nadie solo me asusté porque no tenia ni idea de donde venia tanto golpeteo, hasta que que llegue a la conina, pero en mi caso si se quemaron y estallaron. Estas cabezas que tenemos olvidadizas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La cocina tiene muchas historias que contar y las de hay para todas las edades, otro día hablamos de mas cosas que pueden suceder en la cocina. Buen fin de semana y abrazucos

      Eliminar
  35. Jajaja... genial entrada. Sí, nos sorprendiste entre imagen y asunto.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los relatos quedan mejor si al final hay sorpresa y con este he descubierto que la mayoría de seguidores se les han quemado los huevos. Saltos y brincos alegres

      Eliminar
  36. Un buen efecto sorpresa. Tiene su gracia lo que escribiste.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esa era la idea, y muchos han comentado sus propias experiencias, en este caso los despistes nos han unido. Abrazos

      Eliminar
  37. Me ha gustado mucho. Me he reído y me he visto a mi misma, jeje.

    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Provocar risas era el lo que quería, objetivo conseguido y en cuanto a verte reflejada después de leer los comentarios parece que a muchos les han saltado los huevos en la cocina jajaja. ¡Venga ese abrazo!

      Eliminar