''

La editora de este maravilloso blog no publica en domingo, ni visita, ni responde; descansa y deja descansar.

7 de febrero de 2018

Emilia Pardo Bazán…


Me gusta la ironía, ya lo sabéis, la ironía estable es la que todos comprendemos (hasta yo) y la inestable es aquella que requiere un lector con conocimientos históricos y socioculturales precisos para poder captar la ironía, e incluso encontrar ironía en aquellos textos en los cuales el autor no se lo propuso, esa es justo de la que yo carezco, pero me esmero.
Lo curioso del cole es que te enseñan cosas que no sirven de nada pero que no olvidas. Las importantes y útiles son las que no recuerdo. Sobre los tipos de ironía me contaron y me pusieron casos y me dieron nombres de personajes ilustres que se servían de ella en muchas ocasiones y he recordado a la escritora gallega, que varias veces la pusieron como modelo y me he ido rauda y directa buscar en Google.
Os pongo un ejemplo que he encontrado:   
El cuento “El revólver” de doña Emilia presenta varios ejemplos de ironía estable e inestable. A la primera categoría pertenece la ironía de que el revólver que causó tanto pánico en la protagonista que enfermó del corazón, estaba descargado. La segunda categoría de ironía no es tan obvia; es necesario conocer la situación de la mujer en el siglo XIX, Pardo Bazán realiza una crítica feminista en este cuento y el “poder” del revólver descargado representa por analogía el “poder” del hombre sobre la mujer. Es decir, la ironía de que durante siglos la mujer se sometió al dominio de la aparente superioridad del hombre (al igual que el aparente peligro del revólver ‒descargado‒ enfermó a la protagonista del cuento).

52 comentarios:

  1. La ironía es un arma muy eficaz. Dª Emilia lo supo bien y pronto Fue la mujer a la que le negaron por tres veces un escaño, (muy merecido), en la Real Academia Española...
    Nos traes un temazo hoy.

    Besotes y saltibrincos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Temazo para resarcirnos del de ayer, hay mucho que aprender de la dama y mucho que disfrutar con sus lecturas. Saltibrincos

      Eliminar
  2. ¡¡Anda que...! Me ha costado venir hoy con contractura y lumbago y encima me recibes con un revolver, así no se yo si voy a volver por este blog.
    Y para más inri, veo que la susodicha fue condesa, una noble y aristócrata novelista, periodista, ensayista, crítica literaria, poetisa, dramaturga, traductora, editora, catedrática y conferenciante española introductora del naturalismo en España.
    Como para que venga aquí un jubilado a comentar, le sacan a uno todos los colores incluidos los no visibles.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Que sería de este blog sin ti? y ya no te digo yo misma. Gracias por tu humor, una buena paleta de adjetivos, todos ciertos. Pensando en las lumbalgias he pensado en un tema sencillo. Un abrazote gordo

      Eliminar
  3. Doña Emilia era eso y mucho más de los que decid tanto tu como unjubilado, pero no es de ella de quien quieres hablar es de la ironía, y de eso los españoles sabemos mucho, desde hace muchos, muchos años, vivimos en un país de ironía y ahora con las redes sociales aún más.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Antiguamente, no tanto, se decía " La familia y el humor salvan a España de un alzamiento" se puede añadir que el acomodo, la pereza o la pasividad tambien les frenaba. Hoy las redes sociales son la ironía de los enmascarados. Un abrazo

      Eliminar
    2. Aquí estoy porque he venido ¡Jope! si no es por el nombre, ¡Cualquiera reconoce al amigo Emilio Manuel!
      Bueno, no me encontraréis por las Redes Sociales, con el blog que procuro seguiros y atenderos, ya estoy bien servida.
      ¡Cuánta razón llevas, Ester.
      Ahora en vez de saltos, un paseíto, que una está delicadita, jaaaaaaa

      Eliminar
  4. Estoy totalmente de acuerdo con lo que dice Emilio Manuel y para irónico unjubilado esta mañana jajaja. Nos hemos vuelto muy irónicos o siempre hemos sido. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quevedo y su sátira, Ramón Gómez de la Serna y sus greguerías o el lenguaje de burlón del Arcipreste de Hita, nos viene de antaño. Un abrazo grande

      Eliminar
  5. Si como dijo Jacinto Benavente, "la ironía es una tristeza que no puede llorar y sonríe", los españoles debemos ser muy irónicos.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que lo somos, es nuestra salida hacia los chistes para y algunos son de magníficos. Un abrazo

      Eliminar
  6. Ester, qué interesante esta entrada! Pues mira, sabía que la ironía podía ser más o menos evidente, pero no sabía que se clasificaba como "estable" e "inestable" (no recuerdo que me hayan enseñado esa diferencia en el cole).
    Tengo pendiente "Los pazos de Ulloa", pero me ha encantado esta explicación sobre este cuento.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En el cole salvo excepciones nos enseñaban lo aburrido, y la ironia no entraba dentro de las clases, esa la vamos adquiriendo aunque algunos ya la traen de serie y merece la pena no perderles la pista. Abrazos contentos

      Eliminar
  7. Estoy hoy con el nervio "pinzao" será por eso que no me he enterado mucho de la explicación, volveré cuando me "despincé"

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuidate y no hagas esfuerzos. Un abrazo y mantita electrica

      Eliminar
  8. Seguramente, y también de manera irónica, es como si quisiera manifestar su descontento por lo que a ella le ha tocado pasar.
    Pese a su gran valía como persona y educación esmerada que le proporcionaron sus padres, no olvidemos que era hija de condes, en un principio no ha sido aceptada por el mero hecho de ser mujer y sí criticada duramente.
    Pese a todo, siempre ha defendido los derechos de la mujer.
    En los jardines de Méndez Núñez, en La Coruña, tiene un monumento.
    Me alegra que hoy hayas traído a esta ilustre gallega, sin proponertelo me has trasladado a mi tierra y despertado mis recuerdos, te lo agradezco en el alma.
    Y una vez más te doy las gracias por darme a conocer esos dos tipos de ironía: estable e inestable, no se me olvidarán.
    Cariños.
    kasioles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sabía que eras gallega, bendita tierra que tanto nos da y tanto nos permite disfrutar cuando la visitamos, hoy en dia es cuna de la moda española, sin ironía con paso firme como lo hizo Emilia Pardo Bazán van ganado espacio universal. Abrazos y cariños

      Eliminar
  9. hace unos años leí una colección de cuentos policiacos de ella -aunque no es el género por el que más se la conoce-, 'la gota de sangre' y otros. y en el cole nos hablaron mucho de 'los pazos de ulloa'.
    y sí, a veces hay cosas que se escapan si no conoces bien el contexto histórico y social.
    abrazos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Suele ocurrir con algunos autores que tiene alguna obra por la que se les conoce y se olvidan las demas, ella escribió mucho, como dices cuentos policiacos que son desconocidos. Es interesante como en los comentarios cada uno apuntais un dato y todos vamos aprendiendo. Gracias y abrazo

      Eliminar
  10. La ironía es un tema muy interesante, tan escurridiza que se escapa como el agua entre las manos. En la literatura es muchas veces difícil verla aunque se intuya o nos digan los estudiosos del tema que esta ahí. A veces mezclamos la ironía de lo que pensamos que significa con el auténtico sentido que le da el escritor. Y otras veces se encuadra en la teoría de la mente y la ironía resulta totalmente invisible para aquellos que se aferran a la literalidad y los que no pueden salirse de ella.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y siempre es interesante, no hay que exagerar y no llegar al sarcasmo para que mantenga su elegancia. Saltibrincos

      Eliminar
  11. Soy ironica, me gusta, me da prblemillas pero no me importa
    un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que los problemillas los tienen los que no te entienden, tu sigue como eres y se feliz. Un abrazuco

      Eliminar
  12. Hola Ester, la ironía es un arma "cargada" que se ha usado y se continua usando en nuestro país y si no, miren a cualquier político que tenemos ahora. Doña Emilia, lo sabía muy bien, a pesar de merecer un puesto en la RAE nunca lo obtuvo, quizá por ser mujer, ya que su valía como escritora no podía negárselo nadie. Fue una adelantada a su época y en su mejor obra Los pazos de Ulloa, queda su huella.

    Abrazos, casi congelados...Brrrrr que frío, ironia del refrán...EN FEBRERO BUSCA LA SOMBRA EL PERRO.
    Ángeles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La ironía hay que saber emplearla, podemos equivocarnos si mezclamos la verbal con la situacional, la dramática es para los inteligentes como doña Emilia, y hay que saber verla como cuando Romeo piensa que Julieta está muerta.
      Mucho frío ya lo creo es lo que siempre hemos llamado invierno. Guantes y bufanda que de eso todos tenemos y abrazos cálidos

      Eliminar
  13. La ironía es un recurso de la inteligencia por eso se agradece. El cinismo da más juego pero más malas reacciones.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La esencia de la ironía es la contradicción burlesca, con educación el resultado es bueno, si traspasamos el umbral del sarcasmo o el cinismo como tu dices podemos recibir respuestas amargas, lo has expuesto perfectamente. Abrazos

      Eliminar
  14. Me encantó el comentario de unjubilado,abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre genial, sus comentarios rozando la ironia, hilvanado entradas anteriores o comentarios mios en su blog son una muestra de interés y eso se percibe. Un abrazo grande

      Eliminar
  15. La ironía... la interpretación de la ironía de grupo a grupo es tan distinta. Las costumbres, modos de vida y cultura, hacen que se interprete de muy diferente manera, pues lo que para unos es fino, divertido y cómico, para otros puede ser un sarcasmo y hasta muy ofensivo. En cada parte, la gente ríe de muy diferentes cosas y de diferentes maneras. Hay muchos lugares en que una carcajada como la que solemos soltar por acá, en cualquier estrato social, es muy mal visto. Pero, Ester... ¿acaso es vida, aquella sin libertad de carcajearse de lo que nos pasa individual y colectivo??
    Jajaja, para mí no sería posible. Es de lo poquito que no tiene precio y por lo que no pagamos impuestos.
    Besos y risa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si es gratis vamos a darle salida y que suene, una carcajada es la explosión de la alegría una reacción que no podemos sancionar. Un enorme abrazos y si escuchas una carcajada

      Eliminar
  16. ¿Pero se puede ser tantas cosas a la vez?... Bueno, y aunque sea de una en una jajaja…

    Qué gran mujer nos traes hoy. Y me encanta, porque además de su interesante trayectoria, nos vienes a señalar el tema de las ironías que va un poco colindante con las citas, esas que, a veces y a modo de ironía, solemos decir…

    Como aportación, voy a dejar esta de “Jorge Luis Borges” que dice: "Lo que más admiro en los demás es la ironía, la capacidad de verse de lejos y no tomarse en serio. Después, el valor y la humildad, siempre que no sea ostentosa."

    Eso sí, nada que ver, aunque lo parezca, con el cinismo; éste, ya no me resulta tan agradable, o imagino que será dependiendo de cómo y con qué propósito se utilice…

    Bueno, y después de soltarte este rollo, te dejo como siempre mis Bsoss y abrazos gigantes. Muacksss 😘

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El cinismo y el sarcasmo, los dejamos lejos, la ironía se parece a la paradoja y siempre es interesante aunque no siempre es perceptible para todos. Tenemos grandes maestros y algunos autodidactas (no me refiero a mi) me refiero a los que la traen de serie. Abrazos de todos los colores

      Eliminar
  17. Desconocía la clasificación de la ironía y me ha encantado aprenderla de tu mano y de la de Emilia Pardo Bazán.
    A mí me gusta la ironía, digamos, "sana", la que se usa para divertir o bromear, no la que se usa para "malmeter".

    Interesante post el de hoy, Ester.

    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Es que acaso preferirías que me mataran con justicia? es una de las frases más irónicas que conozco, la dijo Sócrates a su mujer cuando ésta lloraba porque lo iban a matar injustamente. Educación, eso es lo importante. Abrazos

      Eliminar
  18. Te superas Ester. Me ha encantado la lección.
    Besos, muchos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te, nos la ha dado Doña Emilia, una lección de ironía defendiendo el lugar de la mujer; una escritora reconocida pero poco conocida. Abrazos y bufanda

      Eliminar
  19. Buenas noches hoy tu post es magistral , pues es cierto que la ironia se puede dividir en dos fases , claro está que no todos somos capaces de verlo (yo) a veces me cuesta me el ejemplo que has descrito es muy bueno , ya que representa como bien has dicho el poder del hombre sobre la mujer .
    Yo alucino contigo sin ironía ajjaja pq aprendo mucho de ti.
    Un abrazo y un salto de reverencia muakisss..feliz noche.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y también hay ironía en imágenes, pueden ser fotografías oportunas o viñetas de Mafalda, nos puede ser útil para decir lo que pensamos sin llegar a herir, pero no debemos abusar . Saltibrincos para entrar en calor

      Eliminar
  20. Me gusta la ironía...

    Y me encanta este post, que además es de literatura.

    Muchos besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una anécdota:

      Conocida fue la relación amorosa que hubo entre Emilia Pardo Bazán y Benito Pérez Galdós, pero también de dominio público la enemistad que llegaron a profesarse ambos.

      En cierta ocasión, siendo ya mayores se encontraron accidentalmente en unas escaleras. Él subía jadeante y ella empezó a bajarla.

      Mientras se cruzaban ella le espetó:

      -Adiós, viejo chocho

      Pero tal y como lo soltó se dio cuenta que le había puesto en bandeja una magistral contestación a una de las mentes más brillantes de la literatura. Pardo Bazán aceleró el pasó escaleras abajo, pero le dio tiempo a escuchar la réplica de su viejo e íntimo enemigo:

      -Adiós, chocho viejo

      Alfred López

      Eliminar
    2. Y a mi tambien me gusta como me gustan las anécdotas entre literatos, científicos, matemáticos... entre inteligentes. Muy buena la que nos cuentas Don Benito teBuena besadora, enamoradiza, leal en el amor, buena besadora (otra vez) enojona( claro tanto beso). No tendrás uno igual pero de comidas, aun no he cenado. Abrazos contentonia retranca. Abrazos y buenas noches

      Eliminar
  21. Yo creo que ironía al igual que la sátira y el cinismo "ambas cosas sin abusar, es de lo mejor que se ha inventado en el lenguaje. Lo que ocurre con la sátira y el cinismo es que hay gente que te considera un irrespetuoso y maleducado, pero normalmente las personas que tienen ese concepto, es porque también tienen poco sentido del humor. Porque para tirar de sátira no todo el mundo lo comprende. Ahora como digo siempre dentro de unos límites para no herir aquello de las sensibilidades.

    Besos Ester.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. También aquí se hace falta la educación, y la inteligencia, en el cinismo es muy fácil cruzar la linea hacia la ordinariez, la ironía no es un chista es un modo de decir sin usar adjetivos duros, por eso no todos la entienden.Pienso como tu que es de lo mejorcito que tenemos dentro de nuestra lengua que es muy completa. Un abrazo

      Eliminar
  22. Una mujer inteligente y muy adelantada a sus tiempos.
    La ironía en ocasiones se malinterpreta y puede molestar a quien no la entiende.
    Abrazos de buenas noches 🌹

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una mujer para no dejarla en el olvido y desde luego no todo el mundo capta en sentido de la ironía.Abrazos y buenos días.

      Eliminar
  23. Buenas noches, un abrazo, mal día el que se fue.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre amanece, espero que hoy sea mejor, lo deseo de corazón como el abrazo del alma que te envío.

      Eliminar
  24. Pues yo soy muy irónico, demasiado tal vez, y manejar la ironía es todo un arte. Requiere de mucha cintura mental y dialéctica. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre lo he visto así en tus entradas, la inteligencia que despliegas nos llega, ya sabes que para entender a un irónico hay que ser inteligente, culto y leído. Abrazos y sonrisas

      Eliminar