La editora de este maravilloso blog no publica en domingo, ni visita, ni responde; descansa y deja descansar.

24 de marzo de 2015

Contando 53 semanas…

Seguimos con Sindel. Semana 13 de 53, OLVIDO

Yo no te olvido, no olvido tus manos peinándome tranzas, ni el olor a bizcocho al volver del cole, no olvido los viajes en tren escuchando tus cuentos, no olvido tu paciencia recorriendo tiendas conmigo,  no olvido tus consejos , ni tus mimos a mi hija, no olvido tu nombre y para que no lo olvides te lo repito cada día, y te cuento lo que hicimos juntas, y aquello que hiciste sola, te recuerdo como cuidaste de mi padre, y te cuento como te gustaba la casa, y con un espejo te digo lo guapa que eres. Mientras yo no me olvide tu tendrás mi memoria. 

65 comentarios:

  1. Que bonito lo que has escrito y que triste es la enfermedad de la memoria creo que es de las peores.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ninguna enfermedad es buena, pero esta que ni duele es muy cruel. Un abrazuco

      Eliminar
  2. Nuestra memoria sirve para alentar si sabemos dar el uso adecuado para regalarla, compartirla y en ella ¿estarán los sentimientos? , el simple roce de nuestro amor en una caricia transmite nuestro amor y nos lo devuelven.

    Besos inmensos

    tRamos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En estos casos las caricias y las palabras son lo importante. Saber escucharles con cara de sorpresa las mismas cosas cada dos minutos. Un abrazo

      Eliminar
  3. Tienes mucha suerte de poder acariciarla, y recordarle cosas de vuestra vida, aunque también sufras si alguna vez no te entiende.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre pedimos mas, acariciarla está bien y asiente a lo que le cuento, pero solo por verme sonreír. Un abrazo

      Eliminar
  4. No olvido a ninguno de los dos, cada uno me procuró bienestar a su manera, espero no llegar nunca a olvidarlos, ni siquiera de manera inconsciente.
    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ella es la que se ha olvidado de mi. Un abrazo

      Eliminar
  5. Lindo e triste! beijos, ótima semana, tudo de bom,chica

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, la realidad no siempre es alegre, Abrazos

      Eliminar
  6. Muy bellas tus palabras mi querida Ester, a quien forma parte de tu vida y camino.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una parte importante, tuve un padre maravilloso, el mejor del mundo y una madre excepcional. Siempre doy gracias por ellos. Un abrazo

      Eliminar
  7. Precioso! Esa madre y esa hija fundidas en la eternidad de una memoria...

    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La memoria que se borra, se diluye y no deja recuerdos. Abrazo

      Eliminar
  8. Y en la eternidad del amor profundo y puro...
    Por los comentarios, veo ahora que s tu caso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Casi nunca suelo publicar nada personal, pero esta vez me he llevado la contraria. Un abrazo grande

      Eliminar
  9. Hay olvidos, sencillamente imposibles, porque están rebosantes de amor...
    Muy bonito, Ester, y muy emotivo.
    A mí también me peinaba las trenzas...me has hecho recordar que no la olvido.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lo que nos queda, recuerdos, quien sabe si estamos sembrando para dejar recuerdos, buenos recuerdos. Un abrazo Marinel

      Eliminar
  10. Me encanta Ester( mi madre, está algo parecido)
    Qué bonito es ser la memoria de ellas o ellos.
    Ojalá¡ nos duren mucho
    Bss y abrazos de emoción

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ojalá pueda vivir mucho, la quiero y ella me quiere, solo que a veces no se acuerda, pero se lo digo y sonríe. Un abrazo grande

      Eliminar
  11. Así es. Mientras te recuerden... sigues vivo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso dicen en el recuerdo viven nuestros seres queridos. Un abrazo Marcos

      Eliminar
  12. Entrañable y sentido, ala vez que lleno de añoranza.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es muy duro, una enfermedad cruel, no todo es tan bonito como se escribe. Abrazos

      Eliminar
  13. Bello y emotivo. Esas cosas que nunca se olvidan, porque están en nuestro corazón y son la continuación de esa vida que nos han dedicado.
    Precioso Ester, me emocionaste.
    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Sindel, el olvido de la memoria es trágico, no se recupera, no se mejora y no discrimina, no importa cuan activo seas, cuan emprendedor. Un abrazo

      Eliminar
  14. Una hermosa respuesta al caminante olvido, un recuerdo de amor que siempre tendrá vigencia emotiva presentación Ester, se siente al leerla, me encanto.
    Un beso Marta

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Conservar la memoria de lo que fue es la manera de revivir momentos felices. Un abrazo

      Eliminar
  15. Eso es lo importante, guardar esa memoria, que aunque nuestro ser querido no tenga, ahí estamos nosotras para recordarle, y así siempre guardaremos esos recuerdos.
    Muy bonito y lleno de emotividad.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lo poco que se puede hacer, contarle los recuerdos para que sepa que fue una gran mujer. Un abrazo

      Eliminar
  16. Me pillas en el momento idóneo, sola, mi hija de viaje, mi marido de conferencia y hoy entro más pronto y puedo llorar sin que nadie me vea. No, no se ha olvidado de ti, hay algo que sabemos y es que tienen pequeñas descargas debido a su arterioesclerosis cerebral y hay unos segundos que ven y conocen, lo pude comprobar en mi madre. Son flases, pequeños momentos de luz que nos pasan desapercibidos.
    Mientras, sigue siendo su memoria, todavía puedes, yo ya no.

    Un abrazo amiga, me ha gustado mucho.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siento que hayas llorado, siento que yaya sido por mi causa. Cuando no recuerda es cuando todo está bien, cuando tiene esos momentos que dices es cuando tenemos que estar alertas para que no se de cuenta de que no sabe con quien está, y esto es la parte bonita de la enfermedad, pero tiene temporadas en que se le mueren sus padres, los dos el mismo día, y se pone muy triste. No recuerda los meses que pasó cuidando de su padre. Se que la voy a echar de menos, ahora solo la añoro. Bueno lo dejo y te mando abrazos y cariños

      Eliminar
    2. No lo sientas, a veces es necesario y no te culpes, has escrito algo muy bonito.

      Eliminar
  17. ¡Hermoso!
    El cariño que sentimos todo lo hace posible.
    Besos, buena semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por supuesto, todo nace desde el cariño, y cuanto mas lo necesitan mas crece nuestro cariño. Un abrazo

      Eliminar
  18. Olvidar es perder lo vivido
    recordar es vivirlo de nuevo
    necesitamos la memoria
    tanto como respirar...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A alguien se le olvidó que la necesitamos porque algunas personas se quedan sin ella . Un abrazo

      Eliminar
  19. A quienes nunca podremos jamás olvidar... porque son recuerdos que nos vuelven a dar la vida que ya nos dieron antes literalmente.
    Un besazo de anís, mi querida Ester.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A nuestros mayores no los podemos olvidar, tenemos mucho de ellos, por genética y por cariño, por educación y por el ejemplo. Les debemos algo mas que la vida. Abrazos Sara

      Eliminar
  20. Muy conmovedor, no me imagino una vida sin recuerdos
    porque ya no seria vida.
    Un beso grande

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya no es vida, pero la vida sigue, es así de triste. Abrazos

      Eliminar
  21. Bueno, nos has tocado hoy el corazoncito, de hecho me he quedado medio emocionada, medio paralizada sin saber que decir,...pienso a veces en esto y debe ser muy duro vivirlo. Un abrazo, :))

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo es, ojala no lo sepas nunca. Un abrazo grandote

      Eliminar
  22. Precioso... Me emociona...

    Muchos besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Carmen, simplemente es así somos los recuerdos de quien ha perdido la memoria. Un abrazo

      Eliminar
  23. Precioso y emotivo. Me sacastes una lagrima.
    Es muy duro vivirlo, tu eres su memoria, aunque pienso que en el fondo, siempre les queda algo de recuerdos

    Mil besos Ester

    Isa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre les queda alguno, pero no siempre es el mismo. Gracias preciosa. Abrazos

      Eliminar
  24. Te cuento que Google inhabilitó mi cuenta por "actividad sospechosa") y eliminó sin más mi blog de Blogger. Por lo tanto, si quieres visitarme, puedes hacerlo en: jenofont.wordpress.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, lo vi anoche y me asusté, a mi me ocurrió una vez estando fuera de casa y no sabía que hacer, al poco tiempo regresó sólito, iré a visitarte, claro que sí. Abrazos

      Eliminar
  25. Esos es un gesto gigante de amor, nada menos.
    =)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Entre madre e hija el amor no se puede medir, simplemente lo es todo, luego está la admiración, el respeto y el reconocimiento de hija a madre. Un abrazo

      Eliminar
  26. Es necesario, el haberlo vivido intensamente, con ese cariño que relatas, para poderlo plasmar, luego, como tu has hecho en tu escrito.
    Bellos momentos, que hemos tenido la suerte, de tomar parte de ellos al leerte.

    Yo los estoy viviendo ahora, pero al revés. Siendo mimado por mis hijos, que alegran mi soledad y vejez.

    manolo

    ResponderEliminar
  27. ¡ Ah ! y por ustedes, por esas atenciones que recibo continuamente .

    manolo

    ResponderEliminar
  28. Ver Comentario en el blog de AIRBLUE

    ResponderEliminar
    Respuestas

    1. Como me alegro de tu visita, tendrías que verme dando saltos y brincos. Tu sembraste lo que recibes, lo que los dos con ejemplo les enseñasteis, y es un orgullo como padre decir que los hijos te miman, ellos son nuestro apoyo y nuestra alegría.
      De atenciones nada, es solo el cariño que se te tiene. He ido al blog de Airblue, eres un encanto. Abrazos y achuchones Manolo

      Eliminar
  29. ¿Sabes? en cuanto he leído la primera línea, me he acordado de mi abuela (fue tan madre mía como mi madre) y me he visto por un precioso momento con ella de nuevo.
    También el "olvido" se instaló en su mente.
    Puede que, en ocasiones, sea duro verlo. Pero creo que poder vivirlo con ella fue maravilloso (no sé como explicarlo mejor)
    Gracias por los recuerdos.

    Un beso de una enormidad elevada al infinito.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay personas que conocerlas es un regalo, mi abuela fue la de los cuentos, escondiendo mis travesuras, convenciendo a mi madre para que me dejara hacer cosas, ir al sitios. Me alegro de haberte hecho recordar al tu abuela. Un abrazo

      Eliminar
  30. Qué emotivas palabras Ester, que más que palabras son un gesto de amor puro y de entrega por lo tanto recibido. A veces, llega un momento en la vida, en la que sin darnos cuenta, debemos recordar por dos. Me está empezando a ocurrir con mi madre... espero poder hacerlo con tanta ternura como la que transmites en tu escrito.
    Besos!
    Gaby*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es muy duro, es una enfermedad de la que cuando se habla se escribe la parte tierna, pero es duro lidiar con ella, . Podrás dedicarle el cariño que ella te dio, la vida es un devolver lo recibido. Un abrazo grande

      Eliminar
  31. Ufff, qué belleza de escrito a pesar del dolor que reflejan tus palabras.
    Eres toda dulzura en un mundo extraño en su mente.
    Un beso, Ester.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, tus palabras sientan muy bien, son un soplo de aire fresco. Abrazos

      Eliminar
  32. Las cosas bonitas no se olvidan jamás. Mi padre falleció hace ahora ocho años y yo no me canso de hablar de él. No me duele. Me gusta. A veces no puedo contener las lagrimas y es obvio que le echo de menos pero mi forma de mantenerle aquí es recordarle, hablar de él con quienes le querían. Hablar de él con quienes no le conocían. Siempre conmigo.
    Hay amores imposibles de olvidar.
    Muacks!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre digo que no duelen los recuerdos duele la ausencia, yo también hablo de los que me faltan, presumo de como eran, y no me importa llorar, cuando lo hago me quedo muy a gusto. Gracias por tus comentarios, abrazos y achuchones

      Eliminar
  33. Ester, este escrito rebosa ternura, amor y reconocimiento a la madre, generosidad infinita, uniendo tu memoria a la suya para que no se olvide de todo lo vivido. Es un mensaje precioso. Los más jóvenes somos "la memoria externa" de los mayores y recordar juntos es un placer.

    Mi felicitación.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ellos nos dieron lo que somos, prestarles un poco de memoria es lo mínimo, pero además egoistamente pasar un rato con nuestros mayores es gratificante. Gracias preciosa, Abrazos

      Eliminar