La editora de este maravilloso blog no publica en domingo, ni visita, ni responde; descansa y deja descansar.

17 de enero de 2015

Un cuento…

Ernest Hemingway dijo que él escribiría un cuento que haría llorar empleando solamente seis palabras. ¿Apuesta de bares?
Lo escribió y emocionó, un cuento que algunos lo consideran lo mejor de su obra. Una exageración a mi modo de ver.
El minicuento 'For Sale: Baby shoes, never worn' deja muchas dudas,  al no ser un cuento al uso, o una novela, nadie ni nada responde los interrogantes, ¿Qué le ha pasado al bebe? ¿Por qué están sin usar? ¿Un aborto? ¿Quién vende los zapatos?

'Vendo zapatos de bebé, sin usar' Un drama sin respuesta. ¿Se inspiró Hemingway en los zapatitos blancos del museo de Playa Girón de Cuba?

54 comentarios:

  1. Para mi, que este hombre, desde que visitó los San Fermines, se le fue la olla...
    Bss.Pasa un buen finde

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No fue por eso, fue por pasar mucho tiempo acodado en la barra del bar. Abrazos

      Eliminar
  2. Tendrías que estar hasta arriba de whisky para escribir como él lo hacia. De todas formas todo son preguntas..
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin embargo cumplió la promesa, el cuento tiene seis palabras y es muy triste. Tenía ratos de todo de genio y de bohemio. Saltibrincos

      Eliminar
  3. Deja todo a la imaginación, eso no lo saben hacer ni muchos de los reputados escritores españoles.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y le ganó la partida a Monterroso, famoso por sus cuentos cortos, el que tiene menos palabras son siete: "Cuando despertó, el dinosaurio todavía estaba allí" Un abrazo

      Eliminar
  4. Una exageración, solo hay que leer algunos Haikús y te emocionas. Seguro que fue alguna apuesta tonta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si fue una apuesta, pero los haikus tienen mas palabras, aunque se cuenta por silabas. Un abrazo mas grande que un haiku

      Eliminar
  5. Exageración?.
    Creció tan rápido que no dio tiempo a estrenarlos. Maduró a la velocidad del rayo?
    A menos..., más vueltas se le da?
    Buen sábado! con sus saltos y brincos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se pueden responder todas las preguntas, y se pueden hacer muchas mas, pero el cuento deja las dudas y la tristeza. Saltibrincos

      Eliminar
  6. No hay duda que hay gustos y explicaciones para cualquier cosa. Nombra un tema y saldrán comentarios a favor y en contra. Es la vida!

    Sobre el tema que propones, nada que decir. Qué quiso hacer o no hacer. ¡Él sabría. O no! En muchas ocasiones realizamos cosas cuya relevancia quitan o ponen terceras personas... Y sigue siendo la vida!

    Un abrazo Ester.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre es bueno el debate y las opiniones encontradas. Luego está lo de los gustos y las preferencias, si el escritor (en este caso) no te gusta no verás nada bueno en su trabajo. Pero podemos recurrir a los premios que le otorgaron. Un abrazo

      Eliminar
    2. Personalmente tengo buena impresión de este escritor. Lo que he leído de él, no mucho, me satisfizo siempre. Como personaje me pareció siempre, en lo poco que conozco, acertado. No en vano cada quien vive su vida a su gusto.

      Mis palabras a tu texto sólo pretenden evidenciar que a veces cogemos un tema e intentamos demenuzarlo. Lo que, en este caso el autor, pretendió o logró hacer con su micro cuento, no será visto por todos igual. Y ahí está, a mi modo de ver, la grandeza de estos actos. Uno escribe... Otros leen desde sus propias posiciones y conceptos. Interpretan. En ocasiones ambas cosas resultan diametralmente opuestas.

      Un abrazo.

      Eliminar
    3. Te había entendido, cada uno leemos un libro diferente aun siendo el mismo, A mi personalmente como escritos me gusta, como con todos no todo lo que ha escrito pero si mucho, pensemos que tiene un Premio Nobel, como persona solo se lo que se ha escrito sobre el, y me parece que fue feliz viviendo su vida. Saltibrincos

      Eliminar
  7. Casi puede ser hasta un cuento de miedo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Podría ser, sobre todo si te vas a ver el museo de Playa Girón de Cuba. Abrazos

      Eliminar
  8. Olá, gostei bastante deste site. Já virei um seguidor.
    Aproveito a oportunidade para compartilhar com vocês
    nosso blog. Ficaremos felizes com vossa visita e mais ainda se
    seguir-nos.
    Atenciosamente

    Josiel Dias
    http://josiel-dias.blogspot.com
    Rio de Janeiro

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu visita, me pasaré por tu espacio para saludarte. Un abrazo

      Eliminar
  9. Es intenso y triste...

    Se intuye lo peor...

    Muchos besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Él ya prometió que haría llorar. Y es que la sensibilidad cuando hablamos de bebes se nos pone a flor de piel. Abrazotes

      Eliminar
  10. Quizás se le quedaron pequeños y el mero hecho de tener que comprar otros al precio que tienen dan ganas de llorar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fue otra época, y Hemingway amenazó con escribir un cuento triste, pero no habló de economía. Dudas quedan todas. Abrazos

      Eliminar
  11. Este microrrelato es muy famoso, sobre todo entre los que son afectos a este género, que está en auge en los últimos tiempos. Una de sus características es que siempre dejan preguntas sin contestar y, a pesar de su brevedad, contienen el germen de una historia.
    Voy a estar ausente unos días del mundo virtual, necesito despejarme, estoy cansada.
    Un abrazo bien fuerte, Ester.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Descansa y toma fuerzas, te entiendo, muchas veces cambiar alguna actividad nos permite realizar las otras con mas paciencia. Un abrazo para hoy y otros para los días sucesivos.

      Eliminar
  12. ¡Que mal me sabe tener que llevarte la contraria, pero es que he encontrado esto.
    En venta: zapatos de bebé, sin uso es la totalidad de lo que se ha descrito como una novela de seis palabras, por lo que es un ejemplo extremo de lo que se llama la ficción de destello o ficción súbita. Aunque a menudo se atribuye a Ernest Hemingway , el vínculo con él no está demostrado y relatos bajo el mismo nombre le preceden.
    En la actualidad y en vista de como está el mundo creo que hubiera escrito... por supuesto en ingles "En venta bebés sin zapatos"
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La mayoría de frases célebres tienen varios autores, este cuento se le adjudica a Hemingway en la mayoría de textos, pero no lo puedo defender documentalment en cualquier caso el cuento con seis palabras, ni siete ni cinco, tiene un autor y es un cuento triste. Gracias por tu aportación. Un abrazo

      Eliminar
  13. La imaginación de cada uno le puede dar a esos zapatos miles de respuestas.Él en esas seís palabras dejó muchos cuentos en uno.
    Buen fin de semana.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sucede en muchas historias el suspense no es un arte fácil, en tan contadas palabras aun tiene más dificultad. Saltibrincos

      Eliminar
  14. son los que mi abuela dejo olvidados , recien comprados a mi madre , en el banco del paseo, al cambiarle los pañales.....!!! un cuento nada menos del gran ....escritorrr

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que respuesta más bonita, supongo que el anuncio lo puso el jardinero que los encontró. Abrazos

      Eliminar
  15. Leyéndote me he hecho una pregunta.
    ¿Cuántos niños no tendrán zapatos? me parece tristísimo sólo el imaginar.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El cuento es de hace años, entonces ya muchos niños no tenían zapatos. Un abrazo

      Eliminar
  16. A veces unas simples palabras pueden dar para mucho y aunque parecen sencillas según quienes las lea pueden dejarle huella.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El cuento fue importante y está en su biografía. Deja muchas dudas pero no cabe duda de que triste si que lo es como el dijo. Un abrazo

      Eliminar
  17. Conocía el cuento, muy bueno, me gusta como nos lo acercas, ofreciendo posibles interpretaciones.
    Siempre creí en una desgracia, el cuento me sabe tan amargo como una ilusión perdida.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es muy triste, por eso y porque en esa época pasaba mucho tiempo en Cuba pensé que puedo inspirarse en los zapatitos blancos que hay en el museo de Playa Girón. Un abrazo

      Eliminar
  18. Quiero pensar que con este breve "cuento" el escritor juega con la percepción negativa del lector. Al menos cuando lo leí me causó, a primera impresión, pensamientos negativos sobre el "no uso" de los zapatitos.
    Pero solamente él sabrá que quiso decir!
    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Solamente él, los demás podemos hacer suposiciones y cabalas. Desde luego supo tocar la sensibilidad. Abrazos y cariños

      Eliminar
  19. La mente humana tiende puentes con gran facilidad. Yo, nada más leerlo he pensado de inmediato en que,lamentablemente, su bebé había muerto sin poder usarlos...
    Así que sí, emociona esa brevedad.
    Ahora, que sea lo mejor de su obra ya me parece un pelín exagerado, la verdad.
    Abrazo grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. También a mi me parece decir que es mejor que algunas de sus novelas que le valieron un Nobel es excesivo.Pero el cuento es importante. Saltibrincos

      Eliminar
  20. Vendo vestido de señora de la talla 38. Sin estrenar. Ese es mi cuento.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas palabras, has superado a Hemingway y a Monterroso. Abrazos

      Eliminar
  21. Pienso que se compraron los zapatos antes de tener pies
    besos muchos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No se que decirte. Me dejas pensando. Abrazos preciosa

      Eliminar
  22. Pues muy triste el señor Ernesto, aborto, muerte antes de usarlos? hace pensar. Hay una frase que da en el clavo:
    "La obra clásica es un libro que todo el mundo admira, pero que nadie lee"
    Tiene más razón que un santo.
    LLueve, de nieve rien de rien, y lo único azul que he visto son botas de goma.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si no fuera por el cole muchos solo leerian novelas éxito de ventas. Si no nieva, lo que es una pena, por lo menos que llueva, yo tengo un chubasquero azul, seguro que tu tienes otro. Abrazos

      Eliminar
  23. Pues yo digo que eran los zapatos que le regaló el tipico cuñado, feos feos y de ahí que los venda sin usar. Anda que no tengo yo cosas de esas, jajaja.
    Lo siento, este año quiero ser muuuuuuy positiva.
    Muacks!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y lo que a mi me gusta que lo seas, este año va ser estupendo os lo habéis ganado los dos. Seguro que los zapatos eran feos jeje. Un abrazo

      Eliminar
  24. Bueno pero hay otro relato corto que goza de prestigio literario, exagerado a mi modo de ver también. "Y cuando despertó, el dinosaurio seguía allí" de momento no recuerdo si es de Monterroso, lo que sé es que es de un escritor Hondureño.
    Hemingway no es de mis favoritos, escribía a lo macho.
    Saludos muchos Ester.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En el tercer comentario el de Emilio Manuel , ya le nombro lo del cuento de Monterroso, el escritor de cuentos breves, pero tiene siete palabras una más que el de Hemingway, pero por una mas o menos no le quitamos merito a ninguno de los dos. Unos abrazos

      Eliminar