La editora de este maravilloso blog no publica en domingo, ni visita, ni responde; descansa y deja descansar.

18 de enero de 2014

Pongos…


No los uso y me estorban,
están guardados, casi escondidos,
si los quiero no los encuentro,
si los encuentro no se que hacer con ellos
se para que sirven pero no valen para nada
a veces me tienta, me tienta…
decirles adiós, adiós para siempre
si lo pienso ¡y lo pienso! me arrepiento
hago un hueco y retraso la despedida,
son recuerdos que no recuerdo de quien
son feos o no me gustan
no me gustan porque son feos
tengo varios, que son bastantes
lo peor son los imposibles
los que no caben ni al revés, ni empujando
son amorfos, tiesos, y además, irrompibles
algunos los aprietas y suenan
les duran mas las pilas que al mando de la tele.
El de la tía Enriqueta además pesa
pesa como si fuera bueno,
el de mi cuñado lo guardo
no quiero que se me olvide que lo trajo con...
No, no se dice cariño, se dice otra cosa.
Dos cajas y cosas sueltas.
Pero ya está decidido, al altillo con todo
con todo y una nota,
una nota que diga con buena caligrafía
y metida en un sobre, que diga he dicho:
Si pensabais que ya habíais terminado,
acabado de vaciar cajas y poder descansar
pues aquí hay mas, esto no tiene fin
pero ya queda menos, pero queda esto.
Lo guardé pensando que un día,
éste día, al revisarlo os serviría
para que echarais unas risas.
                         
                         Mama.

60 comentarios:

  1. Te comprendo perfectamente. Seguramente este año voy a cambiar de casa y tengo que eliminar todo lo superfluo acumulado en toda una vida, y que difícil es.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No tiramos nada, y ademas están los recuerdos de los viajes que nos va trayendo la familia. Un abrazo

      Eliminar
  2. Me gusta el poema. Pero pongo a Dios por testigo de que no conocía todas las acepciones de la palabra PONGO ni tampoco las de PONER, que se encuentran en el diccionario de la RAE.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi hija siempre les llama pongos a lo que no sabe que hacer con ello, a lo que te regalan, a los recuerdos que te tren de las vacaciones. Abrazos

      Eliminar
  3. Ester lo haz conseguido, si, me has alegrado la mañana, con esta nueva ocurrencia tuya.

    Pido permiso para copiar la Idea.

    manolo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Toda tuya. y me alegro de haberte alegrado jaja. Un abrazo enorme Manolo

      Eliminar
  4. Si no se rompieran las cartas o muchas de ellas no se quemaran ... cuantas historias anónimas saldrían !!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón, pero cada vez se escriben menos y ya no hay oportunidad de conservarlas. Yo soy mucho de lápiz y papel todavía.

      Eliminar
  5. Yo los llamo "TITOS" y con lo de la carta, me has dado una idea. ¡Qué idea!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad, está escrita y puesta, y hay dos.Espero sinceramente que se rían al encontrarlas.

      Eliminar
  6. Hola Ester.
    Así es, con tantos pongos, se acumula lo que luego hay que "PONER" en la basura, una buena forma de recordar que solo se debe de guardar lo necesario.
    Ester sí, me tienes de seguidora, no me has perdido estoy más o menos por la mitad de los que tienes.
    Hay blogs que no veo cuando publican y otros que no ven cuando lo hago yo, eso nos deja bastan aislados, el caso es no olvidarnos y pasar cuando nos sea posible.
    Una buena semana y un abrazo.
    Ambar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te tengo, pero yo miro en el blog donde pone balcón y ventana, y veo los blogs que se actualizan y de ahí te había perdido. Pero ya esta solucionado, tengo a una persona de un blog que comenta en el mio todos los días y nunca se ha hecho seguidora. A mi me gusta pasar por todos, pero no siempre tengo tiempo. Un abrazo con cariños

      Eliminar
  7. Y seguro que se ríen, y dirán "para qué guardaría esto mamá".
    La de cosas que yo tiré y ahora daría lo que fuese por tenerlas.

    Un beso Ester.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A pesar de todo tiro cosas, son las que necesito una semana después, otras que las veo en las tiendas y yo las he tirado, pero no se puede guardar todo, ni objetos ni ropa. Lo de la carta es verdad y espero que rompa el mal trago. Un abrazo

      Eliminar
  8. Yo soy de tirar...nada!
    La pobre casita del campo está atestada de cosas en apariencia inservibles, pero...para nada, porque son recuerdos, partes de mi vida y los míos que a buen seguro, con los años y cuando ya no esté, les harán reír de risa y de nostalgia.
    Y eso no tiene precio, ¿verdad?
    Tiernísima entrada.
    :)
    Besos de baúl...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esos besos de baúl huelen muy bien. Yo cambien guardo mucho, a veces necesitan cualquier cosa y saben que en mi casa la encuentran, alguna amiga de mis hijas también, "seguro que Ester tiene, y Ester tiene" Pero deshacer una casa y se lo que es, es muy duro, así que les dejo notas y alguna cosa más para que unas risas las ayuden. Un abrazo enorme, recién desempolvado

      Eliminar
  9. Hay tantos pongos que no queremos desprendernos de ellos ... muy buena idea Ester el día que se la encuentren te enviaran un gran beso.
    Buen sábado.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son años de guardar, por si acaso, por ser de quien es, porque fue un buen viaje, por si vuelve la moda. y cerca de mil libros. Mucho trasto y dos notas que espero que sirvan para unas risas.

      Eliminar
  10. Anda que mi hijo con lo que guardo...igual se hace viejo mirando jajajjajaaj

    Besos guapa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahora se guarda menos que antes, yo tengo entre todo, el camisón de novia de mi madre, la bufanda de seda de novio de mi pare, las gas graduadas de mi abuelo, le puse cristales ahumado y las llevé un tiempo son de oro y como las de Lennon, chulisimas, tengo muchos trastos, espero que no se hagan viejas mirando jeje.
      Abrazos

      Eliminar
  11. Estamos todos llenos de Pongos. yo, últimamente me he dado cuenta de la cantidad de cosas que tengo para tirar, y me he puesto a hacerlo. claro que antes me aseguro de que todo eso vaya a parar, y así lo espero de verdad, a ciertos países donde en realidad lo necesitan mucho más que nosotros!

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Algunas cosas se pueden dar, en Caritas lo recogen, pero hay otras que creo que no las quiere nadie, son trastos que tienen poca utilidad. Pero haces bien de darlo para los que lo necesiten, Un abrazo

      Eliminar
  12. Pues yo soy amante, de ponlo, porsi, pues bien entre lo poco y lo mucho, hay un termino medio,¿verdad?,seguimos, mi hija lo tira todo, pero luego buca haber lo que encuentra,IMPOSIBE ENCONTRAR SI LO TIRASTE,¿estamos de acuerdo?. papá, es igual, pero ahora falleci su mamá y abuela, y quieren encontrar, aquella foto, o aquel recuerdo que ella tenia, pero nos acordamos ahora.
    Yo cambie de casa cinco veces y ya no quier disgustarme.
    Lo queda de mes no hay muakkkkkkkkkkkkks, hay abrazos, que hace feio

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que cuando tiramos luego al poco tiempo lo buscamos, pero así es. Y las mudanzas son una ayuda grande para deshacernos de muchas cosas. Un abrazo abrigado

      Eliminar
  13. Mira que si van todos por la ventana?
    Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, casi seguro. sin casi. Un abrazo enorme

      Eliminar
  14. A mi se me han ido perdiendo todos, me llegan y no me sobran los recuerdos que se han quedado en mi mente. necesitas"""aire"" también arden muy bien.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si tienes razón, los recuerdos están dentro de cada uno, pero hay cosas que solo se pueden transmitir si son palpables, fotos, facturas y cosas así. Para arder no pueden ser de plástico como las cosas de ahora y de las antiguas y que arden me da pena, guardo el espejo en el que se afeitaba mi abuelo, una caja en la que mi abuela guardaba botones, otra que hizo mi padrino estando en un hospital, y también su bandurria, esas cosas arden pero soy incapaz de desprenderme de ellas. Unos abrazos

      Eliminar
  15. Los recuerdos todos los llevo conmigo, nunca los tiro.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Haces bien, siempre se pueden necesitar. Abrazos

      Eliminar
  16. De lo que más me cuesta deshacerme es de los libros y tengo libros hasta de cuando iba al colegio. Pero es necesario hacer limpieza de cuando en cuando.
    Es curioso que llamen síndrome de Diógenes al acumular cosas cuando Diógenes vivía sin pertenencias, dentro de una tinaja.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Supongo que por eso le han puesto su nombre al síndrome. Los libros no se tiran, ninguno, los de mi padre se los quedó mi hermano y los míos espero que mis hijas los sigan guardando, también tengo algunos de ellas de cuando iban al cole. Un abrazo enorme

      Eliminar
  17. jajajajaja desde luego eres de esas personas que consigue robar sonrisas, esté donde esté :)
    Besos mil

    ResponderEliminar
  18. Hola, Ester.

    No sabía lo que eran, pero ahora sí. También tengo muchos pongo, sobre todo jarrones absurdos que me regalaron cuando me casé... Nunca supe dónde ponerlos.
    Eres una tía ocurrente,pero ocurrente de verdad.

    Un besote, guapetona.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pongos lo llama mi hija, pongos es ¿donde lo pongo? y vamos juntando regalos y recuerdos de los viajes, que encima que no he ido me tengo que quedar con el buda gordo de color oro. Muchos abrazos guapa.

      Eliminar
  19. No sabía que quería decir pongo ahora he "caído" ji ji.
    Yo soy de guardar, digo ahora tiraré todo esto y después me da pena.

    Un besito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues ya sabes, eso es ¿donde lo PONGO? Si que da pena tirar algunas cosas, sobre todo porque cuando pasan unos días lo busco para algo y ya no lo tengo, pero todo no cabe en las casa. Abrazos

      Eliminar
  20. Siempre que he tirado algo que llevaba guardando durante años, al poco tiempo lo he necesitado. Un abrazo desde mi mejana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuanta razón tienes, pero también es verdad que a veces necesito algo y no lo encuentro así que tampoco se para que lo guardo. Dos abrazos

      Eliminar
  21. Hace años acostumbrada a ver que se guardaba todo yo hacía lo mismo, pero desde hace años no guardo casi nada y creo que es un error. Porque vivimos en la era de usar y tirar de lo prisa que va todo. Pero aquellos "pongos" tenían un valor duradero en el tiempo. Conservo una muñeca desde hace 45 años y esa si que no la tiro:-)
    Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo soy de guardar, de no usar la vajilla, de no sacar la cubertería, de guardar cosas que ya eran de mi madre, pero todo no me cabe y a veces tiro algo y me arrepiento al poco tiempo. Mis juguetes y muñecas se perdieron, mis padres se trasladaron de ciudad y quedó la casa puesta, al paso de los años mi madre viajó para preparar una mudanza, pero dejó algunas cosas y mas tarde le pidió a mi hermana que se deshiciera de todo que dejaban la casa y a mi hermana y a todos se nos olvidó el trastero, donde estaba la casita de muñecas y todas nuestras muñecas. Me lo has recordado y parece que las estoy viendo. No tires nunca la tuya. y hazle fotos. Un abrazo

      Eliminar
  22. Está muy bien :)

    Yo soy de las de guardar siempre...

    Muchos besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo guardo y guardo y ya no tengo sitio jeje. Un abrazo

      Eliminar
  23. lo has dicho tan bien Ester . Me he reído mucho. Es tal cual.
    Muchos besos.
    ¡Buen descanso ! :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Procuraré descansar, lo justito para tomar fuerzas. Un abrazo

      Eliminar
  24. Mis pongos me definen muy bien, están guardados en los sitios más inverosimiles y me sorprenden cuando encuentro alguno, ahora si eso sucede con alguien a mi lado la cara del otro es de ¿como se puede guardar eso?, ¡no tiene ningún sentido¡, jejejeje y yo le encuentro a todo de uno a muchos sentidos para que sigan estando conmigo.

    Besos muchos ♥♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Haces bien, cada uno le da importancia a sus cosas, difícil de apreciar por los demás, pero eso no significa que no tengan valor. Abrazos

      Eliminar
  25. Qué guiño... Me has hecho recordar a un amigo que tenía una caja, donde ponía: Tuercas y tornillos oxidados de difícil utilización. Jajajá.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y tu a mi a un contable que tiene en un cajón una libreta en la que pone Debe a la Izq y Haber a la Dcha. Un abrazo

      Eliminar
  26. Ja,ja, siempre me haces sonreir y hoy domingo con tarde desapacible pero tranquila viene bien.
    Pongo aquí, pongo allá, la verdad es que tenemos tantas cosas, que colocarlas supone un rompecabezas, hablo en mi caso, que de verdad a veces es demasiado. Hace tiempo desmantelé la casa de mi suegra por razones ajenas a mi voluntad, pero no hubo más remedio, aquello fue horroroso, bolsas y bolsas de pongos que tuve que regalar y tirar. Luego tocó la de mis padres, eso sí fue doloroso, salieron pongos que aún se me saltan las lágrimas, creo que no lo pude pasar peor. Me traje demasiados recuerdos de un valor incalculable y para ello tuve que empezar por dar un repaso a cosas que se guardan y luego se estropean de no usarlas, o se pasan de moda o simplemente tuvieron su momento y ya no sirven. Así que saqué unos pongos para guardar otros. Tengo una caja grande de cartón donde guardo una colección de muñecas, son mías y de mis hijas con la esperanza de abrirla algún día si es posible y la naturaleza lo permite.
    Te regalo un pongo que no ocupa mucho sitio: mi amistad.
    Buenas tardes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Deshacer una casa es muy duro, por eso a mi me gustaría facilitárselo a mis hijas, y como todo no lo puedo tirar cinco minutos antes, les dejo alguna carta para que se puedan reír un poco. Yo también he deshecho alguna casa y por eso te entiendo.
      Las muñecas de mis hijas mis nietas no las quieren, me gustaría que la naturaleza hiciera que lo comprobaras por ti misma y te acordaras de esto.
      Nosotros ya hemos decidido que de los viajes de recuerdo traemos pongos comestibles típicos del lugar.
      Ese pongo de la amistad solo ocupa espacio en mi corazón y ahí se quedará. Abrazos

      Eliminar
  27. Divertida exposición de lo que muchos hacemos.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si no soy original, yo también guardo cachivaches que cambio de sitio pero que no tiro casi nada, casi nunca.
      Creía que estabas de vacaciones. Saltibrincos

      Eliminar
  28. Cuando uno tiene que cambiar, es cuando se da cuenta de todo lo que realmente no sirve y que tiene desechar.
    Asi que tomate con tranquilidad esas limpiezas.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son limpiezas que no sirven de mucho, después de separar algunas cosas para tirar, las meto en una caja y las guardo en otro sitio. Algún día me decidiré y tiraré la casa por la ventana (literalmente) jeje. Un saltibrinco

      Eliminar
  29. Qué divertido... Yo no soy de guardar casi nada, pero me has retratado a tanta gente conocida.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que suerte, no ser de las que guardan todo, eso es tener independencia personal. Gracias por venir. Apapachos

      Eliminar
  30. Hola amiga !!! Amor muchas gracias por dejarme saber.. ...Gracias por estar en mi lista de seguidores...Te digo algo? Me meti en este mundo del blog... ((( Y casi ni tengo tiempo ! }}} pero aqui estoy entro de vez en cuando.ni tampoco se como me adentre al Google...que mucha gente me dice que no me puede comentar...pero lo cambiaré.Te mando un gran abrazo y mil bendiciones para tu vida. Cuidate mucho. Besossssss.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ojalá lo puedas cambiar, lo de G+, no sabía como comentarte así que me alegré de encontrarte. Te voy leyendo, se que estás bien y me alegra. Un abrazo enorme y ¿hasta pronto?

      Eliminar